Cinta de Oro rinde homenaje al Hijo del Santo.

Foto: Twitter.

(KSM) El gladiador mexicoamericano Cinta de Oro, convivió con sus fanáticos la noche de este sábado mediante un Instagram Live, donde pudo compartir diversas experiencias tanto arriba como abajo del ring, así como reconocer lo importante que ha sido en su carrera la amistad con el Hijo del Santo, a quien le rindió un pequeño homenaje presentando una máscara que fusiona aspectos de ambos personajes, agradeciendo porque cuando pasaba por momentos complicado El Enmascarado de Plata estuvo ahí para apoyarlo, confiar en él y su trabajo.

“Cuando pasaba por momentos muy complicados, cuando salí de una empresa, fue cuando un día me llamo el Hijo del Santo para hacerme la invitación para unirme al Todo X el Todo, y ahí fue cuando empecé a viajar con usted a Europa, a las giras, y fue cuando volví a creer en mí mismo, porque con tantos problemas yo no sabía si esto todavía era para mí, y por eso estoy muy agradecido con el Hijo del Santo, por la oportunidad, por ayudarme a creer nuevamente en mí”, dijo.

Fuera del encordado, la partida de su abuela fue un momento que marco su vida, “yo a mi abuela le decía mamá, mi abuelo falleció muy joven, cuando yo tenía 18 años, era un gran fanático de la lucha libre, el falleció a los 59 años. Yo ya estaba trabajando en la WWE en Filadelfia, estaba esperando para ir a la gira europea que eran como 18 días que nos íbamos”.

“A las 6 de la mañana recibo una llamada de mi papá, al ver la llamada yo sabía que algo estaba mal, porque mi papá nunca me llamaba tan temprano, contento y me dice mi padre, solo para avisarte que tu mamá Emilia acaba de fallecer, en ese momento no sabía cómo reaccionar”.

“No tuve tiempo ni de llorar como dicen, sabiendo que mi deber era cumplir con el público y así fue, yo me lo guardé, a algunos compañeros con los que tenía confianza si se los dije, que había fallecido mi abuela, y muchos de ellos estaban al pendiente de mí, son cosas que a veces el público no se da cuenta”, explica Cinta de Oro.

Luego de convertirse en luchador independiente “todo se tuvo que posponer, se han caído varias fechas, pero al final del día es parte, no nada más nosotros estamos afectados, mucha gente, la gente que hace circo, los cantantes, toda la gente que trabaja”.

Uno de los pasajes que compartió con sus aficionados fue su paso por la WWE, “yo duré 10 años en la WWE, estoy muy agradecido con esa oportunidad que se me dio, pero también llego un momento donde los ciclos se acaban, yo sentí que ya no era útil para ellos, como atleta, como luchador, se me puso un estigma como de ser el luchador que ayudaba a otro luchador para sobresalir, y la verdad eso era muy difícil para mí porque soy una persona muy competitiva”.

Situación que se hizo más fuerte luego de platicar con gente de la empresa, “tuve por ahí una platica con una persona, no voy a decir su nombre por respeto, pero así me dijo literal, Sin Cara esta muerto, y si Sin Cara está muerto es porque ustedes lo mataron, no lo han dejado sobresalir ni le han dado la oportunidad que le dan a otros”.

Para cerrar el enlace, Cinta de Oro presentó el diseño de una máscara en la que se fusionan elementos del Hijo del Santo y el propio Cinta de Oro, una máscara que espera emplear próximamente a manera de homenaje para un amigo que le tendió la mano, cuando más lo necesitaba, y qué gracias a él, volvió a creer en sí mismo, esperando el momento de iniciar una nueva etapa como gladiador del circuito independiente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: