Avispa Dorada, la pieza clave del equipo extranjero.

Foto: Pablo Lozano

(KSM) Enfrentar a las luchadoras que le han ayudado en su proceso de formación tiene un significado especial para la luchadora norteamericana Avispa Dorada, quien ha vivido en México por varios años y que, al momento de participar en el Grand Prix de Amazonas, dice sentirse rara por ser parte del equipo extranjero, siendo que lleva mucho tiempo entre las mexicanas.

“Va a ser algo muy difícil enfrentar eso, yo conviviendo con las Amazonas es un grupo muy fuerte, hay detalles de compañerismo siempre, en mi caso, siento que las conozco muy bien a las mexicanas, como integrante del equipo extranjero les puedo llevar esa información a mis compañeras y decirles sobre sus puntos fuertes y débiles”, señaló.

Para buscar el triunfo, ha dedicado tiempo extra en la parte física, “el año pasado cuando participe en el Grand Prix llegué muy delgada, pero desde ese entonces nos hemos preparado para tener un cambio físico, para tener una mayor fortaleza y poder enfrentar a las mexicanas y a mis propias compañeras”.

Con honestidad reconoce lo especial que es enfrentar a las mexicanas en el Grand Prix, “muy orgullosa de poder enfrentarlas otra vez, es un honor poder enfrentar a luchadoras que tienen mucha experiencia, que son mis maestras, que a veces me dan en la madre y perdón por decirlo así, pero es con mucho gusto”.

Si bien se ha formado en México, estará formando parte del combinado extranjero, “el año pasado me sentí raro junto a las otras extranjeras, porque siempre estoy de técnica y me están apoyando, se que el público mexicano va a estar muy metida en el apoyo con su equipo, para mí es como estar en mi segunda casa, llevo varios años viviendo aquí”.

En caso de salir con la victoria “para mí sería como lo más grande de mi carrera, como ya lo dijeron las compañeras, es como ganar algo muy grande, el Grand Prix, llevo ya tanto tiempo entrenando aquí, con muchas luchas, ganar es algo muy importante para mi carrera”.

Como extranjera, este torneo sirve para demostrar que también hay calidad en otros países, “al final de cuantas, este torneo sirve para demostrar que también del extranjero vienen luchadoras de calidad a México, así que vamos a tratar de ayudar a mis compañeras que vienen de Estados Unidos, de Puerto Rico, de Japón y de mi compañera de Chile”.

Ser parte de un torneo como el Grand Prix implica un valor extra como mujeres luchadoras, “creo que en ningún país le dan el valor a lo que estamos haciendo en el Consejo Mundial de Lucha Libre, ya van a ser tres funciones en la lucha estelar”.