Calma y respeto a los médicos pide Iniestra.

Fotos: Pablo Lozano.

(KSM) El volante de los Pumas de la UNAM, Andrés Iniestra, pide calma a la gente, para que aguante el último y más complicado tramo de la pandemia generada por el Covid-19, además de hacerles un llamado para que se respete el trabajo de las personas que tienen una labor esencial como los integrantes del sector salud, quienes se están arriesgando para salvaguardar la vida del resto de la población.

“Tomemos las cosas de la mejor manera, tener paciencia, ahorita lo más importante es la salud, y que muchas veces ni la de nosotros sino la de la gente que ahorita está siendo realmente importante como los que tienen trabajos esenciales y que no pueden parar sus actividades, los doctores, todas esas personas, tenerles ese respeto, respetar el quedarnos en casa, seguir las normas que están y tratar de ser pacientes, tener una buena actitud para poder pasar este momento difícil”, comentó el 10 universitario.

Para llegar hasta donde se encuentra el camino no fue nada sencillo, “confío mucho en mis cualidades y todo, pero creo que soy alguien que tuvo que trabajar mucho, estar siempre abierto a las criticas para poder mejorar y ser alguien muy trabajador”.

Dentro de su carrera deportiva hay momentos imborrables como “el debutar si lo pondría como el mejor momento, creo que es algo que siempre va a quedar marcado toda la vida, y otra cuando llegue a Pumas, lo que me costó, llegue a pedir prueba como cualquier otra persona, me costó bastante que me aceptaran y todavía recuerdo mucho el día que me dijeron te vas a quedar y pasa por tus uniformes de entrenamiento, esos dos días porque representa mucho el esfuerzo, lo que me costo entrar a Pumas y luego todo el camino para llegar a Primera”.    

Su llegada al máximo circuito fue en el puerto jarocho, “fue contra Veracruz, en la jornada 1 del torneo de Apertura 2018, la verdad yo no estaba muy considerado para jugar, pero “El Chelo” (Marcelo) Díaz estaba expulsado de la Liguilla pasada, me toca hacer el viaje y yo no me esperaba jugar, no lo veía muy posible, entre de cambio, jugué 23 minutos y me toco que mis padres y mi hermano estuvieran ahí, llegue al vestidor y todavía no me la creía”.

Uno de los momentos más complicados que ha vivido como futbolista ha sido una lesión de ligamentos, “lo único que en algún momento me costó fue que estando en Segunda División ahí con Pumas me rompí los ligamentos de la rodilla, es una lesión que tarda 6 meses, que conlleva una operación,  y mentalmente eso es muy difícil, porque de repente la rehabilitación los primeros dos meses que apenas y mueves la pierna, luego otros dos donde ni siquiera mueves la pierna, y dices que avance mucho en los primeros meses y ahorita casi parado como que juega con tu mente y piensas que no vas a regresar a lo que era antes, pierdas la fuerza y la sensibilidad en toda la pierna”.   

En estos momentos tan complicados de la pandemia y donde se esperan los puntos más altos de contagio, “tratar de cuidarnos que ahorita es lo más importante que otra cosa, anhelamos regresar al estadio para vivir muy buenos momentos”.   

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: