La cuarta etapa del Rally Coast 2 Coast en la sierra de Oaxaca.

Fotos: WESTx1000

La capital oaxaqueña y su Guelaguetza nos dieron la despedida para mandarnos a la sierra de Oaxaca y sus más de 350 km de caminos variados de paisajes de altas montañas donde se corrió la 4a etapa del Rally Raid Coast to Coast presentado por por Red Bull, Jeep, Garmin, Quaker State, BMW Motorrad y VRIMconnect, con el apoyo de los estados de Veracruz, Puebla y Oaxaca

Cada piloto sigue luchando por ser el mejor, que no sepan sus lugares lo ha hecho más interesante, cada uno de los competidores en esta etapa entregaron lo máximo, fueron de menos a más, la especial de 70 km fue “a full gas”. Tenemos un top cinco muy marcado, pero eso no quiere decir que sean los ganadores, pueden tener penalizaciones y perder esa idea mental de que todas las etapas han llegado en el top 5, así que en la última etapa sabremos quienes serán los ganadores.

En palabras de los competidores fue una etapa súper rápida y con más variedad de caminos, la ruta como muchos la llaman “ratonera” de “singles” súper rápidos. Los pilotos han quedado súper satisfechos y felices. La variable de la altimetría es otro tema que a muchos les modificaba su logística, cuando arrancamos en Veracruz éramos 62 intrépidos drivers, para la etapa 4 ya solo quedaron 40. Más de 20 pilotos han pagado la factura y se han tenido que anticipar su regreso a casa.

Uno de los riders platicó su experiencia en esta etapa «me he emocionado mucho y he sido muy rápido, súper buena etapa, he caído por no atropellar un perro y he regresado a buscar ganar la etapa. Esa parte ratonera ¡Que buena sección! No me fue bien y creo he perdido algunas posiciones, para mañana pienso cerrar con todo e irme feliz a mi casa, agradezco a Dios por seguir corriendo».

La magia de nuestro México es inmensa, no podemos describir lo bello que es cada lugar y camino, San José del Pacifico, Oaxaca, es un lugar boscoso y con zonas despejadas. María Sabina un referente de esta zona, los clamping, las zonas sin internet y los ríos que corren por este lugar son parte de lo que la madre naturaleza les brindó el Jeep Stage 4 a cada piloto.